La normatividad existente en nuestro país es supremamente cautelosa en la protección y confidencialidad de la reserva de la Historia Clínica. La Resolución 1995 de 1999 señala claramente que la Historia Clínica es un documento privado, sometido a reserva y que sólo puede ser conocido por terceros previa autorización del paciente o en los casos previstos por la Ley.


Si trae Historia Clínica de otra Institución, ésta es de su responsabilidad; por favor consérvela en su habitación.

 

 

 

TRÁMITE PARA SOLICITAR COPIA DE LA HISTORIA CLÍNICA EN LA INSTITUCIÓN

Para solicitar copia de su Historia Clínica, tenga en cuenta las siguientes instrucciones:

- Si la solicitud es realizada por el paciente: formato de solicitud y copia del documento de identificación.

- Si la solicitud es realizada por un familiar: Oficio o formato de solicitud, copia del documento de identificación del paciente y del familiar.

- Si usted es autorizado por el paciente: Oficio o formato de solicitud autorizando a una tercera persona junto con la copia de la cédula de ciudadanía del paciente y del solicitante autorizado.

- Si usted es Familiar de un fallecido: Oficio o formato de solicitud, copia del documento del solicitante, certificado de defunción 

- Este trámite también se puede realizar vía Fax, marcando el número 5828384 ext.385 ó por correo electrónico, escribiendo a y anexando los requisitos anteriormente descritos.

Los formatos de solicitud de historia clínica y de autorización del paciente están disponibles en la recepción principal.

 

HORARIOS DE ATENCION

Solicitud de copias de Historias Clínicas: Lunes a Viernes: de 8:00 a.m. a 12:00 pm y de 2:00 p.m. a 6:00 p.m.  Entrega de solicitudes: Lunes, Miércoles y Viernes de 4:00 p.m. a 5:00 p.m. en Recepción Principal.

Para mayor información comuníquese al 582 8384 EXT. 384

Para pacientes, fallecidos, o personas que no se encuentre en condiciones de autorizar a sus familiares por su estado de salud mental o físico

 

La Corte Suprema precisó que el acceso a la historia clínica de los familiares del paciente fallecido, así como del que no se encuentre en condiciones de autorizar a sus familiares por su estado de salud mental o físico, debe estar sujeto al cumplimiento de los siguientes requisitos: 

a-) La persona que eleva la solicitud deberá demostrar que el paciente ha fallecido. 

b-) El interesado deberá acreditar la condición del titular de la historia clínica, ya que la regla aquí establecida sólo es predicable de los familiares más próximos del paciente. Para el efecto, el familiar deberá llevar la documentación que demuestre la relación de parentesco con el difunto, por ejemplo, a través de la copia del registro civil de nacimiento ó de matrimonio según sea el caso. 

c-) El peticionario deberá expresar las razones por las cuales demanda el conocimiento de dicho documento, sin que en todo caso, la entidad de salud o la autorizada para expedir el documento pueda negar la solicitud por no encontrarse conforme con dichas razones. A través de esta exigencia se busca que el interesado asuma algún grado de responsabilidad en la información que solicita, no frente a la institución de salud sino, principalmente, frente al resto de los miembros del núcleo familiar, ya que debe recordarse que la información contenida en la historia clínica de un paciente que fallece está reservada debido a la necesidad de proteger la intimidad de una familia y no de uno sólo de los miembros de ella.

d-) Finalmente y por lo expuesto en el literal anterior, debe recalcarse que quien acceda a la información de la historia clínica del paciente por esta vía no podrá hacerla pública, ya que el respeto por el derecho a la intimidad familiar de sus parientes exige que esa información se mantenga reservada y alejada del conocimiento general de la sociedad. Lo anterior, implica que no es posible hacer circular los datos obtenidos y que éstos solamente podrán ser utilizados para satisfacer las razones que motivaron la solicitud.


Estos son los cuatro requisitos mínimos que la Corte ha tenido en cuenta para adoptar decisiones posteriores en casos similares.

Sentencia T-182/09 Corte Constitucional

 

CONSENTIMIENTO INFORMADO

El consentimiento informado es el documento que firma el paciente para autorizar o rechazar el tratamiento, las cirugías o los procedimientos ordenados, luego de conocer y comprender los beneficios y riesgos que se pueden ocasionar y los cuales han sido explicados por el médico responsable de la atención. En caso de pacientes con discapacidad mental o menores de edad, le corresponde firmar al familiar, la persona responsable o a la autoridad competente.

Este documento es un anexo de la historia clínica.